BIENVENIDOS A "AUTOMOVILISMO EN CARRERA"

Este sitio es para todos aquellos que disfrutan de las carreras , las estadísticas, el folclore y los rituales de las familias en los autódromos, y que quieren informarse, enterarse de curiosidades, votar en encuestas, aunque también lo pueden visitar aquellos a los que no les interesa tanto el deporte sobre cuatro ruedas, pero que igualmente desean actualizarse.
Aqui pueden dejar sus comentarios, participar de encuestas y opinar de lo que quieran.
Apto para todo público, "Automovilismo en carrera"¡¡¡¡¡¡es para ustedes!!!!!!

lunes, 15 de julio de 2013

INFORME ESPECIAL TURISMO CARRETERA: SOY TU FAN

Desde hace 75 años, el Turismo Carretera genera pasiones indescriptibles en muchos argentinos. Ya el hecho de madrugar los fines de semana para ver o escuchar la competencia en los medios, o bien recorrer varios kilómetros para alentar a los ídolos no sólo es un hecho cultural, sino un sentimiento nacional.
Sin embargo, en los últimos años, las mujeres fueron las que contribuyeron al crecimiento de los primeros clubes de fans del TC pos modernos, que suceden y acompañan a las ya tradicionales peñas.
Este blog entrevistó a varias mujeres fanáticas de sus pilotos de TC, a los cuales siguen a casi todas las carreras y día a día demuestran su fidelidad con banderas, merchandising, color y mucha pasión desde las gradas o desde los boxes. Aqui te mostramos en exclusiva, cuánto trabajo cuesta ser fan.
En el caso de Vicky, estudiante bahiense de 33 años, admite que es inexplicable su fanatismo por Carlos Oulovich, que comenzó hace casi 9 años: " Lo que mas admiro de Oku es su capacidad conductiva, lo buena persona que es y el saber reconocer cuando se equivoca en la pista. Es buen compañero y creo que nadie tiene nada para decir malo de él", reconoció la bonaerense.
EL MISIONERO Y SU BANDERA INFALTABLE
Vicky aseguró que lo sigue a cuanta carrera del TC o del TN pueda a Carlos Okulovich y que lo más loco que hizo por ver a su piloto fue vender un par de aros de oro de su nacimiento y acampar dos noches en La Pampa con temperaturas bajo cero. 
"Como fan tengo el mejor de los tratos, siempre viene a saludarme cuando estoy fuera de los boxes o a la salida del parque cerrado. Cuando fue campeón de TN su familia me conoció y me invitó a comer, hasta presencie el momento en que le cortaban el pelo por la promesa que había hecho si salía campeón. Impagable", contó la Oku Fan.


VICKY FAN DE OKU
Para Vicky ser fan de Carlitos es mover un sin fin de emociones, bronca, nerviosismo al momento de una carrera y mucha preocupación si pasa por un accidente. "Se revoluciona todo", confió la joven que recibió ya varios regalos del corredor misioneros, como 7 gorras, buzos, camperas y otros abrigos de su equipo.

Uno de los casos más notorios de estas damas fanas del TC y sus protagonistas es el de Rosana Santoro, 45 años y administrativa, ya que desde hace casi 20 años que sigue a la familia Di Palma por el amor que le contagió su marido Néstor sobre el clan arrecifeño.

"Desde muy joven que tengo contacto con Tana Cayetana, Marcos, Andrea, Patricio, y José Luis y siempre que podía los iba a ver hasta Arrecifes o sino a la ruta donde corría el TC. Actualmente he seguido a Marcos y a José Luis en el Dakar y a Andrea con su hijo en el TC Pista Mouras. Siempre que puedo los voy a saludar y compartimos anécdotas del Loco Ruben Luis, a quien tuve el placer de conocer y de seguir muchos años, alentándolo siempre. Cuando falleció, sentí como si se hubiera muerto uno de mi familia, así que ahora trato de ver a Josito en las carreras de Buenos Aires, Olavarría, Nueve de Julio, La Plata, siempre alentando a un Di Palma", constató Rosana.
Rosana y Andrea Di Palma en 9 de Julio

Ahora bien: desde hace casi dos décadas Juan Manuel Silva y Omar Martínez son los emblemas del TC moderno que mueven a las masas teceístas, sobre todo a muchos jóvenes que los vieron en la áspera lucha a la chapa en varias finales de la divisional por años.

A estos íconos del carisma y del automovilismo de los ´90 y 2000 los sigue la olavarriense Nair, 22 años y estudiante en la UNLP.
"Los sigo desde que tengo uso de razón y los comencé a admirar por lo que eran fuera de la pista, ya que de chica mucho de automovilismo no sabía. Yo los veía en boxes y al pedirles una foto o un autógrafo me lo daban siempre con esa simpatía y humildad que los caracteriza", reveló la joven olavarriense.
MI VECINO, MI ÍDOLO:NICOLÁS PEZZUCCHI
La gratitud de Nair hacia el Pato y el Gurí viene desde que tenía 4 o 5 años, ya que según sus propias palabras,  en los boxes del autódromo Hermanos Emiliozzi de Olavarría, su papá la llevó hasta el motorhome de un ídolo del automovilismo de los 90 a por un autógrafo y este que le cerró la puerta en la cara. "En ese momento lloraba tanto por la tristeza que mi papá estuvo conmigo varias horas esperando para que pueda ver al Gurí y al Pato para irme con una sonrisa de ahí", dijo risueña.
NAIR Y EL GURÍ
La chica comparó el fanatismo por uno respecto del otro y en ambos llegó a un punto en común: el carisma. "Lo que siento por el Gurí es muy extraño. Cada vez que lo veo personalmente o en la tele me emociono hasta las lágrimas. No lo veo como una persona, sino como alguien muy importante en mi vida. Fue mi primer ídolo. En cambio, al Pato, como es más accesible porque es más fácil encontrarlo en los autódromos, lo veo, lo saludo y le pido una foto como si lo conociera de toda la vida. Aunque creo que muchos de sus fanáticos tienen esa relación con él. Es muy simpático y no se esconde de sus seguidores".
Pero como en su ciudad, Olavarría, asoman los nuevos ídolos del automovilismo, Nair también le hace el aguante a Nicolás Pezzucchi, en el TC Pista y a Agustín Herrera, ahora en la Clase 2 del TN.

"Los admiro por igual, sobre todo a Nicolás Pezzucchi que está creciendo de manera acelerada en el deporte motor, siempre que puedo los sigo en el Mouras con un buen contingente de olavarrienses que los alentamos. Son el orgullo de nuestra ciudad", cerró.

Existe otra pasión dentro del TC actual, que retrotrae a los viejos pilotos - mecánicos.
Ya se mencionó a Los Di Palma como generadores de locuras y de artesanos de sus propios autos, sin embargo, las figuras de Próspero y Nicolás Bonelli son lo destacado del "fanatismo" de sus seguidores.
Alejandra Cigrand, entrerriana residente en Río negro, admira y sigue a los Popes de Entre Ríos junto a su marido y sus hijas, por lo que ya su amor por los hermanos preparadores trasciende a otros miembros de su familia.
"Particularmente mi pasión por ellos comienza con su papa, mi padre solia llevarme cuando vivíamos en Entre Rios a ver la Formula. Luego nos fuimos y quedo el apellido en mi cabeza y los recuerdos, desde ahí lo sigo. Cuando ingresa al TC Pista lo veía en el circuito que más cerca me quedaba: Nueve de Julio. Viajábamos con mi hermano y amigos a verlos. Lo más loco que hice por ellos viajar sola con mis hijas chiquitas a verlos desde Bariloche a Neuquen o a Trelew", dijo Alejandra, quien además participa de la Hinchada oficial del Pope, la 98. De hecho hizo marchandising para el piloto, en pos de ayudarlo con el presupuesto para correr. Eso es un fan.
La sureña reconoce que su contacto con Bonelli es seguido, y bien fluído por teléfono o por mail. "Pope y Fatima -su señora -son muy dulces y atentos con mis hijas que los aman. Candela de 7 años es la promotora de Nico y Morena de 10 la de Pope.... hasta ¡van con las remeras y las calzas al circuito!!", dijo la joven fan de Bonelli.


Ale y sus hijas, incondicionales del Pope
Según Cigrand, ser fanática de los Bonelli significa disfrutar de los pequeños logros y sufrir a la par de Pope cuando algo no sale como él quiere."Los que lo seguimos sabemos el esfuerzo, la dedicación  la pasión que ellos ponen en todo y eso nos hace aun seguirlos más, en La 98 hay gente de todas las marcas que los siguen y eso llena el alma. Cuando un Hincha de otra le hace el aguante es porque realmente la gente ve lo que son como personas, como pilotos.. Jamas dejan de saludar a la gente en el circuito, están todo el día trabajando. No hay malas caras si no fue como Pope quería  se baja del auto y tal vez fue un mal sábado y igual atiende a la gente con una sonrisa..... Ser hincha del Pope es un placer que llena el alma".
Del Sudeste Bonaerense asoman los hermanos Juan Bautista y Franco De Benedictis, herederos del talento de su padre Juan Antonio, ícono del TC ochentoso y rutero, donde llegó a pelear un campeonato, inolvidable para la retina de los fanáticos de esta categoría.
BRENDA, LA JOHNITTA

Sin embargo, con sus 17 años, Brenda, no llegó a vivir la época dorada y romántica de papá De Benedictis, pero en el siglo XXI su pasión y aguante por los avispones verdes la lleva a plasmar en los autódromos, colegio y redes sociales todo lo que le genera ser una fan de Juan Bautista y Franco.
Miembro del grupo Las Johnitas - 8 mujeres que viajan y se organizan detalladamente para seguir a sol y a sombra a Franco y a Johnitto- Brenda detalló a este blog porqué idolatra a los populares volantes teceístas.
"Hace 5 años que soy fanática de Franco Y de Juan, ademas de admirarlos como pilotos y notar su sacrificio día tras día  son 2 personas increíbles  humildes y que sobre todo están con sus fans. Tengo la suerte de tener un grado de confianza con ambos y poder disfrutar de su vida deportiva de una forma especial. Suelo regalarles golosinas, mates con sus colores, banderas, y ellos no paran de agradecer siempre. Me pone la piel de gallina hablar de mi fanatismo por ellos".
Brenda, quien hace enormes esfuerzos económicos y de tiempo para ver a sus Johnitos queridos desde su Hurlingham, sostuvo:"Tengo una bandera para Juan y una para Franco, estoy con la 157 y con "Las Johnnitas". Somos las hinchas mujeres de Juan, pero también alentamos a Franquito, cualquier mujer que siga a los chicos se considera una. En mi caso tenemos un grupo de 8 mujeres que nos juntamos cuando podemos a ver las carreras desde alguna casa o vamos a los autodromos todas juntas".
Para la joven norteña, ser fanática de los De Benedictis es más que un culto, una religión: "Es un orgullo que crece cada día, carrera tras carrera. Es inexplicable lo que siento cuando los veo correr, cuando ganan una  o cuando se les rompe el auto y no pueden seguir, creo que son una parte muy importante en mi vida y no los cambiaría por nada ni nadie".
Las Johnitas siguen a Franco a todos lados
Existe un fragmento de la película "El Hincha", donde Enrique Santos Discépolo da cuenta en su libreto, de lo importante que es el sentimiento de un fanático: "El hincha es el que alienta, el que lo da todo sin esperar nada cambio, el alma de los colores, eso es el hincha". Si bien tiene una connotación futbolística por la trama del filme, en este caso es el fiel reflejo de lo que ocurre tanto con estas chicas y sus ídolos del automovilismo, como aquellos locos soñadores y fieles que seguían a los Gálvez, a Fangio, a Emiliozzi, a Perkins.. a Ciani, y a los veloces del camino.

CUANDO SER FAN EMPIEZA POR LA FAMILIA

Desde que Mariano Werner incursionó en el automovilismo tuvo dos fans del lado femenino muy importantes: sus hermanas Florencia y Evangelinas, dos blondas que lo acompañan en cada paso, en cada esfuerzo y en cada éxito que el entrerriano hace en sus carreras de Súper TC 2000 y TC.
Las Werner hicieron su propia bandera y escoltan al piloto de los ojos azules con gran fervor en todas partes.
En algo similar está María Paz Bonelli, prima de Próspero y de Nicolás, y asidua asistente del Turismo Carretera.
LOS BONELLI SEAN UNIDOS: TODO QUEDA EN FAMILIA
"Siempre que corren en el interior los voy a ver, sino los visito en el taller, aunque viva a 130 kilómetros de ellos, en Concordia. Los admiro muchísimo porque vi desde chiquita cuánto se esperan en su trabajo y cuánto aman este deporte. No me olvido de haberlos visto alguna vez tirados debajo del auto hasta las 4 o 5 de la mañana por solucionar un problema. Son artesanos, por eso los admiro, más allá de ser su prima", dijo Maria Paz.
LOS FAMILIARES DE BONELLI, LOS HINCHAS NÚMERO 1
La joven reconoció que por sus primos se ha bancado viajes al sur y temperaturas bajo cero con tal de seguirlos en el TC Pista o en el TC mismo. "Los que somos sus fans tenemos una mística muy Bonelli, nos encanta el sacrificio que hacen y valoramos más eso que todo lo que ganen en pista. Son un ejemplo a seguir". Eso es el hincha.










No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada