BIENVENIDOS A "AUTOMOVILISMO EN CARRERA"

Este sitio es para todos aquellos que disfrutan de las carreras , las estadísticas, el folclore y los rituales de las familias en los autódromos, y que quieren informarse, enterarse de curiosidades, votar en encuestas, aunque también lo pueden visitar aquellos a los que no les interesa tanto el deporte sobre cuatro ruedas, pero que igualmente desean actualizarse.
Aqui pueden dejar sus comentarios, participar de encuestas y opinar de lo que quieran.
Apto para todo público, "Automovilismo en carrera"¡¡¡¡¡¡es para ustedes!!!!!!

miércoles, 28 de diciembre de 2011

AL DAKAR CON LA CHATA: LA OSADÍA DE MIGUEL SANTORELLI Y SU ESTANCIERA MADE IN SAN CLEMENTE


Si la increíble historia aventurera de Mariano Lorenzetti, piloto argentino KTM de motos les sorprendió, la de Miguel Santorelli, único embajador de San Clemente en el Dakar, lo hará aún más.

El piloto del partido de La Costa correrá nada más y nada menos que con una Estanciera, la típica Chata d elos años 60 y 70 que fue el símbolo d ela familia argentina y que sorpresivamente hoy es Dakar.

Santorelli se animará a la travesía osadamente con su navegante Daniel Croba y su otro acompañante en la asistencia Santiago Rabino, otrora jugador de rugby del San Isidro Club. Ninguno se anda con chiquitas, todo tiene un porqué y no es ninguna casualidad que se hayan decidido correr el Dakar con un clásico de las camionetas.

La Estanciera no es un vehículo cualquiera y en este caso, cuenta con un chasis tubular MCJ fabricado por los hermanos Paredi – Villa Gesell, su motor es un Ford 221 SP, con preparación nacional de 200 HP de potencia y una caja Volkswagen Amarok de 6 velocidades.

Además, los diferenciales son DANA 44 y la caja de transferencia es 231J, más el tanque de combustible USA Rally 170 lts.

Cabe destacar que Miguel Santorelli no es un improvisado del automovilismo. Fue colaborador en el TC 2000, corrió en sus pagos muchos años, participó con vehículos de aventura tipo Jeep y Safari, entre otros méritos.

En diálogo con este medio, el de San Clemente cuenta las sensaciones previas a la largada en Mar Del Plata: “Mucha gente cree que estamos locos, pero la verdad que esto lo hacemos con el corazón y cuando decidimos armar la chata para este rally lo pensamos a conciencia y tomamos todos los recaudos que había que tener. Buscamos asesoramiento en el equipo San Marcos 4 x4 de Olivos, una eminencia en este tipo de carreras, ya que preparó equipos importantes años anteriores. Gracias a Dios contamos en el staff de asistencia con Alberto González, que fue navegante de Jorge Perrone, el participante más veterano con 74 años en el pasado Dakar, y nos va a dar todo su apoyo desde el San Marcos, una escudería que nos abrió las puertas y confió en nuestro proyecto.

En la edición 2011 del Dakar, Miguel participó por fuera del circuito como "mochilero", que es el vehículo que lleva repuestos, para darle más tranquilidad y seguridad al equipo, llegando hasta el límite con Perú, punto donde el equipo abandonó el certamen.

En la preparación del auto participan el taller San Marcos, desde Olivos, especialistas en Jeep de la marca Cherokee, que repara ese tipo de camionetas. “Se ocuparon un poco de conseguir un motor, cajas de velocidades, transferencias, todo lo que sea de esa marca", informó Santorelli.

Su otra carta fuerte además es Julio Pardo, un preparador que se ocupó de armar el motor, de revisarlo, potenciarlo y armarlo. Su función es el trucaje de motores, para que desarrollen más potencia y después toda la parte del chasis, la suspensión y armar todo el prototipo.

San Clemente tiene el sueño Dakar y Santorelli, el de la originalidad, el de la osadía y el de la conciencia. Gonzalez, Rabino y Croba serán sus laderos. Nada librado al azar, a partir de la primera etapa será la hora de la verdad. El primer Dakar y con una estanciera, la aventura ya comienza.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada